Podología Infantil

A partir de los 3-4 años se estima que sería recomendable realizar estudio biomecánico si se apreciara cualquier alteración del gesto, caidas muy frecuentes, desviaciónes, desgaste del calzado asimétrico, etc...que nos haga sospechar que pudiera existir un problema, ya que el tratamiento precoz resulta en muchos casos determinante para la correción. 

Así mismo, incluso antes de esa edad sería conveniente una revisión si existen alteraciones de las uñas o de la posición de los dedos.